El Málaga de Muñiz tropieza en su estreno ante un Forest más rodado (0-3)

Los pupilos del asturiano fueron de menos a más en el primer ensayo de pretemporada. Los titulares compitieron de tú a tú contra un equipo mucho más trabajado. Sin embargo los cambios bajaron demasiado el listón, sobre todo en defensa. La intensidad de Ontiveros, la actitud de un Deco fuera de posición o los detalles de Juan Cruz, lo más destacado del cuadro blanquiazul

El Málaga CF 2018/2019 no ha comenzado de la mejor manera posible. Los pupilos de Muñiz, en su reestreno como técnico blanquiazul, han tropezado ante un Nottingham Forest mucho más rodado (0-3). El conjunto inglés goleó al cuadro blanquiazul sin pasar demasiados apuros. Las concesiones defensivas en dos de los tres tantos marcaron el devenir del encuentro. Sin embargo, ya se pudieron ver detalles de lo que quiere el asturiano. Con el 4-4-2 por bandera, el equipo sufrió mucho por la distancia que se generaba entre la defensa y los dos pivotes.

En el primer acto, y con Ontiveros como principal estandarte, el conjunto malaguista dejo muy buenas sensaciones. Con intensidad y verticalidad, los de Muñiz llevaron el peso del encuentro hasta que un pasillo militar del mediocampo blanquiazul permitió a los de Karanka abrir la lata. Días destrozó el entramado costasoleño con una simple conducción y acto seguido se plantó delante de Andrés Prieto para abrir la lata.

Pero sin duda la peor cara de este nuevo Málaga llegaría en la segunda mitad. La pareja de centrales Luis Hernández-Diego González hizo aguas. El madrileño volvió a mostrar su peor versión, sobre todo en el tercer y último tanto del encuentro. En dicha acción perdió la posición con toda facilidad. Sin embargo, nadie pudo evitar el 0-2. Ni la magnífica estirada de Kellyan impidió que el zapatazo de Osborn perforara la escuadra izquierda de la meta blanquiazul.

El partido, a pesar del resultado, dejó cosas positivas. Ontiveros, por ejemplo, parece haber vuelto por sus fueros. Con profundidad, desborde e intensidad, comandó al equipo durante los primeros minutos, apoyado en el trabajo y desparpajo del binomio ofensivo Harper-Juan Cruz. Al igual que Deco que, aún estando fuera de posición (actuó como delantero junto a Grasa), demostró que puede rendir donde le pongan.

En cambio la actitud de ciertos jugadores, que incluso con el 0-3 en el marcador y únicamente 20 minutos sobre el césped, parecían agotados, dejó mucho que desear. También preocupa la poca pegada vista hoy en Marbella. Dos lanzamientos lejanos, sin peligro para la meta inglesa, conformaron las acciones de peligro malaguista a lo largo del encuentro. Tras lo de hoy, más de uno no se librará de la quema.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s